lunes, 12 de junio de 2017

Una carta a las mamás de bebés estrella


Se dice que los bebés estrella son aquellos que solo han vivido en el vientre materno, yo llamo destellos a aquellos que se fueron tan rápido que a pesar de tener un test positivo de embarazo, jamás los llegas a ver.

Esta esa una carta muy personal, que va dirigida a todas esas madres del mundo que, como yo, han experimentado la dureza implacable de la desilusión frente a un aborto (o varios), que quizás no tengan fuerzas para explicar cómo se sienten. No quiero ser vuestra voz pero sí serviros de ayuda. Romper el estigma y empezar a hablar de ello será el primer paso para normalizar la situación.

Y los que nos acompañáis en este duro camino, seguro que también podréis encontrar en esta carta algo de luz.


Querida compañera, 
No estás sola. 
Llora, enfádate, estate triste un tiempo porque tienes derecho.  
No pasa nada si ahora mismo no te quieres, ni a ti ni a tu cuerpo, si te sientes una fracasada, vacía o si piensas que has fallado.  
Dicen que el amor, si es verdadero no duele, pero quien escribió esa frase seguro que no pasó por esto. Porque amar hemos amado, además de forma sincera, profunda y con todas nuestras fuerzas; pero la naturaleza ha tenido otros planes y duele. Duele hasta decir basta, porque una parte de nosotras también ha muerto. 
Claro que objetivamente entiendes qué ha pasado, pero igualmente duele. 
Y puedes sentirte miserable cuando te duele ver a otra mujer embarazada y feliz o con un recién nacido en brazos. 
Y las palabras de "apoyo" parecen puñales y escucharlas, y más de tus seres más cercanos, duele. Porque no, no importa que ya tengamos otros hijos, que lo hayamos dicho muy pronto, que seamos jóvenes, que mejor ahora que más tarde, que podría haber sido peor... todo eso además de que seguramente ya lo hemos pensado, no consuela. Nadie tiene derecho ni a relativizar ni a minimizar nuestros sentimientos. 
Por favor, no sonrías y asientas a consuelos absurdos mientras por dentro te desmoronas, deja que tu alma les GRITE que paren de decir tonterías, que no quieres su opinión, ni escuchar su historia, ni estadísticas, tampoco te interesa su consuelo, que lo que quieres es simple: ser ESCUCHADA, ABRAZADA y QUERIDA. 
Da igual que pasara en la 6ª semana o en la 40 y que ya hayan pasado dos meses o 10 años, siempre, SIEMPRE, podrás decir que has sido madre. Siempre podrás sentirte acompañada por esos bebés que amaste pero jamás acariciaste. 
Todo lo que sentimos es normal, con el tiempo lo asumiremos y sabremos vivir con ello. Por el camino habremos aprendido a ser más conscientes de nosotras mismas, a QUERERNOS y VALORARNOS, a reclamar lo que necesitamos, a darnos tiempo... en definitiva, saldremos de esta con un corazón más grande, más fuerte y con alguna estrella alumbrándonos el camino.  
A tu lado, 
Miryam


Recuerda, rodéate de gente que te quiera y explícales sin miedo qué cosas te sientan mal y cómo te gustaría que te ayudaran.


Aprovecho para dar las gracias a Juan por ser mi apoyo cuando flaqueo y a Gabriela por demostrarme que no hay nada más poderoso que el silencio y un abrazo a tiempo.

Con cariño,

Miryam



P.D.: la primera imagen es del instagram de momisdrawing y la segunda del de korriganne.illustration, ambas hacen unos dibujos preciosos.

Si te ha sido útil este post: compártelo ¡Gracias!

Posts Relacionados

3 comentarios:

  1. Mamita:

    Mami te escribo desde el cielo esta carta, para agradecerte, el que me hayas dado los días mas maravillosos de mi vida.
    Me diste el mejor de los hogares, cálido, tranquilo y ahí escuche el latido de tu corazón que me arrullaba, disfrute de tu voz cuando hablabas conmigo o cuando me cantabas, saboree la misma comida que tu, pero lo que mas me gusto fueron tus caricias al tocarte tu pancita.
    Dentro de ti, no conocí el odio, solo amor, no conocí las lágrimas, solo la alegría. Eras toda para mi, no te comparti con nadie. Mientras estuve contigo, yo fui lo mas importante para ti.
    Hay muchos niños que viene a este mundo para sufrir, en cambio en mi alrededor solo hubo amor.
    Se que tenias muchos planes para mi pero Dios nos separo muy pronto, tal vez no entiendas por que, pero se que algún dia lo haras, todo en esta vida tiene su razón de ser.
    Ahora estoy en un lugar hermoso, lleno de luz, todos aquí somos amigos, no hay guerras, ni hambre, ni pobreza, ni tristeza.
    Soy feliz, excepto por un detalle: tus lágrimas, tu tristeza, yo te pido mamita que no llores mas por mi, vive feliz sabiendo que yo soy feliz y sabiendo que algún dia nos volveremos a ver y no nos separaremos jamás.
    Por favor mamita, llevame en tu corazón y recuerdame con alegría, hablale a la gente de mi pero sin llorar.
    Yo te veo todos los días desde el cielo y cuido de ti.
    ¿Sabes mamita? no quiero verte llorar, quiero verte feliz, por que aunque estuve poco tiempo contigo fui completamente feliz y lo único que conocí fue tu amor y tu ternura.
    GRACIAS MAMITA. Pedacito de vida ame escuchar tu pequeño corazón no tengo más que decirte que fueron las semanas mas hermosas de mi vida te amo y te Bendigo aquí en mi corazón siempre vivirás sabes teníamos muchos planes para ti yo ya te veia entre mis brazos me adelante tanto a vislumbrar tu vida que te vi hecho un hombre triunfador y también pense en el nombre que llevarías te llame amor mio MATIAS ese es tu nombre. Ya te veo en el cielo siendo todo un hermoso Ángel Dale muchos besos a María José los amo a los dos y yo estoy bien me recuperare pronto Att. TU MAMI... Les agradezco a las personas que tuvieron una oración para nosotros una llamada un what, messeger sus palabras fueron de gran ayuda para mi en este momento. desafortunadamente mi Angelito decidió que este no era su momento.

    ResponderEliminar